miércoles, 8 de junio de 2016

Relato: Tocar las piedras, sentir la historia





Somos energía, somos un misterio y cuando nos juntamos en grupo, podemos llegar a ser tan buenos como queramos, mas sin embargo nuestras acciones consiguen que neguemos nuestra propia historia. Este grupo de desconocidos conseguirán a la fuerza, su propia existencia.




Lo podréis descargar en las siguientes direcciones:



O si lo preferís daros una vuelta por las siguientes direcciones informativas:

@Celivir78

#Celivir78

https://www.youtube.com/c/Celivir78

google.com/+Celivir78

http://celivir.blogspot.com.es

https://www.facebook.com/Celivir78

celivir.wordpress.com

www.instagram.com/celivir78

martes, 7 de junio de 2016

Reseña Literaria: El Bosque de Hollow


FICHA TÉCNICA
Título: El Bosque de Hollow
Autor: Nora Roberts
Editorial: SUMA
Páginas: 432
Sinopsis: En el pequeño pueblo de Hawkins Hollow, tres amigos que comparten fecha de cumpleaños se adentran sigilosamente en el bosque para dormir fuera de casa. Pero una noche de celebración adolescente se convierte en una pesadilla cuando su juramento de hermandad de sangre libera una maldición de más de trescientos años.

Veintiún años más tarde, Fox O’Dell y sus amigos ha visto cómo su ciudad sufría cada siete años una plaga de una semana de duración de inexplicables sucesos malignos. Con el reloj corriendo hacia la siguiente fecha maléfica, alguien más se ha interesado por el folclore de la población. La directora de una boutique de Nueva York, Layla Darnell, es arrastrada a Hawkins Hollow por razones que no es capaz de explicar, pero los recientes ataques contra su vida le dejan claro que está involucrada de alguna forma. Y aunque Fox trata de mantener una distancia profesional, su interés por Layla ya se ha convertido también en algo personal.

MI OPINION
Vaya libro que me compre tan solo por ver su portada, si, así fue, hace más o menos un mes pase por una librería y entrando en ella me percate a lo lejos de su portada, parece un simple relato barato lo que os estoy escribiendo pero mi experiencia fue así. Total lo compre sin tan siquiera saber que era por lo visto una trilogía, en fin no puedo hablaros del resto de libros por que siendo sincera no los he leído pero hablare de este porque me gusto mogollón.

No tengo tiempo a día de hoy, pero espero pronto tenerlo para leer el primero, releer el segundo y acabare por el ultimo. Creo fervientemente que hay que leerlas en orden y completas para que haya un desarrollo y un cierre. No hacerlo es algo así como leer un libro sin seguir el orden de los capítulos. Pero bueno vayamos a lo que nos atañe y hablemos de este magnífico libro.

Es el Segundo libro de la Trilogía Signo del Siete. Los personajes ya aparecen desde el primer libro (Insisto que aún no pude leer esa primera parte pero le eché una ojeada por encima y sé que aparecen los personajes principales) y en él ya empezó a notarse la atracción que sentían dos de los personajes, y en este libro lo dejan más que claro. Ellos intentan ignorarlo pero no pueden evitarlo.

Los personajes son Fox y  Layla. Su don es el de percibir el presente y leer mentes. Al empezar a trabajar juntos la atracción se agudiza de forma descomunal. Comenzando una hermosa historia de amor que Fox intenta llevar como puede en este nuevo siete, pero esta vez la cosa cambia cuando sus sentimientos por Layla empiezan a ser más fuertes, intenta protegerla metiendo la pata en algunas ocasiones, pero resultando muy tierno en muchas otras. Esta autora hace que ser bueno sea algo atractivo. Y todo ese atractivo y esa capacidad de amar, cuidar sin agobiar, apoyar y superar rencores lo vuelca en la relación con Layla. Es un hombre muy íntegro, familiar y sobre todo buen amigo.
Poco a poco los amigos intentarán enfrentarse con el malo, salvar al pueblo y a la gente que lo habita. Lo psicológico también está muy presente en la lucha contra las fuerzas del mal, ya que este demonio actúa teniendo en cuenta las características y debilidades de los personajes y la relación entre ellos.

Nora Roberts continúa manteniendo el buen nivel. La historia sigue y nuestro interés permanece e incluso se acentúa. Se lee rápido, la trama te mantiene entretenid@ desde el principio con momentos bastante aterradores, una historia muy bien contada, que te deja con ganas de más. Para mí a Nora Roberts no le frena ningún género, tanto en romántico, suspense o policial, no deja de lado la trama y el romanticismo te estremece, es perfecto.

Tiene toques de humor que se agradece de vez en cuando y toques de miedo que te erizan la piel. Bueno creo que es un libro bastante completo, así que os lo recomiendo. El cierre de esta historia no es completo ya que el aspecto paranormal no se resuelve, al contrario, creo que tenemos la sensación de que las fuerzas del mal se están preparando. Por supuesto, al acercarse a estas novelas hay que tener claro que en realidad son tres partes de una misma historia.


@Celivir78
#Celivir
#Celivir78
@NoraRoberts

sábado, 4 de junio de 2016

Relato: Ayuda ridícula pero efectiva

Obedeciendo a mí médico, mi día había comenzado temprano. Mi rutina diaria (vivo en Mataro, una ciudad que hay muy cerca de Barcelona), es salir temprano para que no hubiera tanta gente, llegar hasta Monjuic, dar una vuelta por esa zona, bajar hacia Plaza España, y regresar a mi hogar. Debía enfrentar mis temores a esa enfermedad que dos meses atrás me habían diagnosticado, Agorafobia. 

Si, cuando me lo nombraron a mí también se me quedo la cara igual que ustedes, de circunstancias. Y mi pregunta fue, ¿pero qué demonios es eso?. Bueno, pues resulta que las personas que padecemos eso le tememos a la amplitud, a los espacios abiertos.

Aún no habían encontrado el motivo de por qué sufrí estos ataques de pánico a los espacios abiertos, así, sin más, de un día para otro me fui encerrando en mi casa, y pensé, “es un chollo vivir en esta época de Internet y telefonía, sin salir de casa puedes vivir perfectamente y hasta me gano la vida”. Ese pensamiento fue mi gran error, esa falsa seguridad hizo que un día que mi sobrino me necesito, no pude ayudarle y a consecuencia de ello perdí todo contacto con mi familia.

Este hecho ocasiono que cogiera las riendas de mi vida y me fuera al médico. Pero hubo un día que mi cuerpo reacciono mal y mientras realizaba mi rutina estando en Plaza España comenzaron los sudores fríos, la taquicardia, temblores, presión en el pecho. Debía llegar a algún lugar, quería encerrarme en casa, las piernas comenzaron a fallar pero tuve tiempo de meterme en la boca del metro. Bajo tierra siempre me sentía mejor. Mi cerebro comenzó a reaccionar más tranquilo y pensé en cómo llegar a casa sin tener que salir a la superficie. Tengo suerte de vivir cerca de esta gran ciudad por que la comunicación de transportes entre ciudades es muy buena.

Total pique con mi T10, ya mi cuerpo comenzó a entrar en calma. Hice transbordo y cogí la siguiente linea, llegue a mi penúltima parada, y ahí empezó un pequeño problema, ¿cómo llegar al paseo marítimo que es donde vivo?.

Desde la salida del metro a mi casa son dos calles y ahí estaba, al filo de la escalera, tratando de pensar cómo llegar hasta mi hogar sin desmayarme. Trate de superarlo pero no lo conseguía, cuando subía un par de escaleras me volvía a bajar. Así estuve un rato hasta que tuve la fortuna de que llegaron un par de hombres. Un trabajador de metro y el otro era el de seguridad. Le conté mi problema y el chico de metro sin mediar palabra me dijo que me esperara que es posible que pudiera encontrar solución. No sé cómo, le decía casi gritándole viéndolo mientras él se iba. Regreso pronto y con una caja en las manos.

-     Tenga-. Me ofrecía la caja

-    ¿Para qué quiero esto?-. Le pregunte medio cogiéndole la caja de sus manos

-     Para que regrese a su casa, sé que es algo raro, pero….¿y si le funciona?

-     ¿Funcionar?

-     Si, usted póngase la caja en la cabeza, será como engañar a su cerebro, se sentirá seguro porque está en cerrado pero sin estarlo

Tanto el hombre de seguridad y yo misma nos echamos a reír, no sabía que pensar de toda esa situación. El mismo chico al final saco una sonrisa también.

-     Escuche, no tiene nada que perder, y si mucho que ganar


Ese trabajador tenía razón, debía intentarlo. Me puse la caja y aunque no se lo crean llegue a casa mejor de lo esperado, con mucho ridículo, con mucha vergüenza, pero sin ningún temor a los espacios abiertos. Me río al pensar que pude lograr eso y que cada día sigo luchando por salir de esto.

Espero que os haya gustado. ¡Un abrazo enorme! 

@Celivir78
#Celivir78